martes, 14 de septiembre de 2010

Evitaron una fuga masiva en el Penal de Libertad


Las autoridades carcelarias evitaron una fuga masiva del Penal de Libertad al hallar en una de las celdas un túnel que les permitiría
a los reclusos llegar hasta el sector de barracas y desde allí pasar por las torres de guardia y ganar el exterior. Confeccionaron un plan y utilizaron herramientas caseras.

Varios reclusos son indagados para identificar a todos los implicados en este intento de evasión, a la vez que se informó a la Justicia.

Al parecer, el comando carcelario tenía rumores de que se estaba preparando un plan de fuga. Ante esto, decidieron realizar una minuciosa inspección en ese establecimiento, por lo que se procedió a un registro en todas las celdas. Precisamente en una de ellas, ubicada en el Módulo D, observaron algo diferente en el piso del lado derecho del water. Efectivamente, advirtieron que había un rectángulo cuyo color era notoriamente distinto al del resto del piso y eso, por supuesto, no era común. Al pasar la mano sobre el mismo, notaron que era irregular y que existía un desnivel, por lo que procedieron a retirarlo y se llevaron una sorpresa.

Bajo el piso se encontraba un bloque de fabricación carcelario, confeccionado con barro seco, trozos de una bolsa de arpillera y alambre.

Cuando intentaron retirarlo, cayó hacia lo que resultó ser el principio de un túnel de 60 centímetros de largo por 1.80 metros de profundidad y 40 centímetros de ancho.

Otra minuciosa inspección del lugar permitió ubicar ocultas entre las camas herramientas de fabricación carcelaria. Se trataba de los materiales utilizados para realizar la excavación: un hacha, un trozo de sierra -la cual estaba incrustada en el plástico derretido de dos encendedores- y dos cortes de fabricación casera.

Una fuga masiva
Para el Comando del Penal de Libertad, quedó en evidencia que quienes confeccionaron el túnel tenían la intención de llegar hasta el sector de barracas para desde allí pasar por el medio de dos torres de vigilancia y llegar al exterior.

Para realizar la excavación, también empleaban resistencias de calentador conjuntamente con baldes de agua fría con la finalidad de fundir el concreto y así facilitar su caída con golpes propinados con un trozo de hierro.

Mientras tanto, el barro que retiraban del túnel lo lavaban para refinarlo y lo desechaban en un sanitario.

Como se aprecia, tenían todo muy bien planeado para lograr sus propósitos y conseguir la evasión. No se tienen aún en claro cuántos reclusos se encuentran implicados en este plano, pero se presume que la evasión sería masiva. Hay varios indagados y la Justicia fue enterada de la investigación que se está realizando para llegar a determinar a los involucrados en esta frustrada fuga.