sábado, 15 de noviembre de 2008

BARRAS BRAVAS, EN FOOTBAL DE SALON..¿QUÉ TAL?...












Un detenido está requerido por indagación de muertes de dos hinchas


Canelones Patricia Mango

Nadie podía imaginarlo, pero el clásico de futsal entre Nacional y Peñarol, jugado en la ciudad de Canelones por cuestiones de seguridad, arrojó un saldo de 27 detenidos -ocho de ellos menores de edad-, un policía herido y un barra brava de Peñarol con un disparo en la pierna.
Con esos números terminó una trifulca que hinchas aurinegros protagonizaron el jueves de noche y tras la cual sólo dos pasaron al juzgado.
Uno de ellos estaba armado y tiene dos requisitorias por su presunta participación en otros tantos homicidios.
El partido, que había sido suspendido minutos antes de los hechos de violencia, se estaba disputando en el Complejo Deportivo Municipal y en lo previo todo parecía estar en orden, salvo por el retraso en la hora de inicio -22:30- provocado por la demora de un partido previo entre Rampla y Bella Vista, en Montevideo.
En la capital canaria se habían tomado las precauciones para que nada extraño sucediera, máxime teniendo en cuenta que el día anterior los clásicos en las categorías Sub 17 y Sub 20 habían quedado inconclusos por inconvenientes generados en las tribunas.
Gran operativo.
El comisario Herbel Ferreira, a cargo del operativo, dispuso un vallado para que las barras de aliento de uno y otro equipo
entraran por puertas separadas.
Tenía apostados 11 policías de la Seccional, 15 del Grupo Especial de Operaciones y 14 policías de apoyo: 40 en total.
Un detenido está requerido por indagación de muertes de dos hinchas

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::



No hay comentarios: